Find the latest bookmaker offers available across all uk gambling sites www.bets.zone Read the reviews and compare sites to quickly discover the perfect account for you.
Home / Entrevistas / Dardo Chiesa: “La gran cuenta pendiente es ser competitivos”

Dardo Chiesa: “La gran cuenta pendiente es ser competitivos”

Dardo Chiesa, Presidente actual de CRA, entiende a la perfección todos los contratiempos a los que se enfrenta el productor agropecuario y sostiene que falta debatir muchas cuestiones para salir adelante como país. Competitividad y debate son a su criterio los grandes temas pendientes.

Por: Juan Carlos Grasa

 Desde CRA, cómo manejan los reclamos por los que vienen luchando ante un gobierno con poco tiempo de gestión?

El sector acompañó a este gobierno, porque en el discurso de campaña decían cosas por las cuales nosotros veníamos luchando y además porque veníamos del horror. En estas últimas elecciones fuimos conscientes que el gobierno necesitó consolidar con los votos el rumbo y esto hizo que postergáramos determinados reclamos.

En CRA nunca dejamos de marcar la cancha, pero siempre fuimos consientes que el gobierno necesitaba revalidar los títulos para enfrentar la etapa que viene.

¿Hay grandes cuentas pendientes hacia sector agroindustrial después del triunfo del gobierno­­?

Cuando el gobierno gana y el presidente convoca al CCK para una reforma impositiva estructural, previsional y laboral, nosotros tuvimos una expectativa en función a lo que el mismo presidente dijo, “todos van a pagar impuesto a las ganancias”, luego le torcieron la mano y los que no pagaban, siguen sin pagar ganancias. Lo que vemos es que, fruto de estas reformas hay una disminución de impuestos transaccionales en el largo plazo  y un aumento muy fuerte a los impuestos patrimoniales, -inmobiliario y e impuesto a los bienes personales -que le pegan fuertemente al sector agropecuario. Por lo tanto, en materia de impuestos no hemos avanzado nada, nos bajan los ingresos brutos de acá a 2 años y suben el inmobiliario en la provincia de Buenos Aires un 50%.

Pero se ve un esfuerzo en bajar impuestos, no?

Si, se ve el esfuerzo en el gobierno nacional. Por ejemplo, con la ley PYME han logrado bajar levemente la carga impositiva, pero es tan fuerte la presión de impuestos provinciales y de los municipios que neutralizan el esfuerzo de la baja nacional, y el resultado es pagar más que antes.

¿Qué consideraciones plantearías respecto a la reforma laboral?

En la reforma laboral tampoco vemos que el gobierno vaya en la dirección esperada, nosotros creemos que hay que bajar fuertemente el costo laboral y el problema que vemos es que se vuelve a mirar a la industria para generar empleo y para estudiar las formas de contratación, y está bien que así sea, pero lo que nos pasa con la gente que trabaja con nosotros es que la misma cantidad de dinero que pagamos de sueldo es lo que pagamos de cargas sociales. Si pagas un sueldo de 18 mil pesos, pagas otro tanto de cargas y eso es una barbaridad que cuesta afrontar y que al empleado no le alcanza. Lo ideal es que el empleado se lleve 23 o 24 mil pesos y las cargas se lleven lo que resta. Esto está totalmente distorsionado. 

¿Ves que las reforman no alcanzan para darle competitividad al sector?

Y no, la verdad es que quedó sabor a poco, eso es lo que pasa con la reforma. Nosotros como sector teníamos otras expectativas, pretendíamos que la reforma alcanzara a los tres Estados, no solo al nacional, si no también al municipal y al provincial, que exista una disminución en el costo laboral.

Necesitamos ser competitivos, somos un país caro.

Deben bajar los impuestos y los costos laborales para ser más competitivos, no pedimos una devaluación, pero somos caros y el dólar como variable de ajuste –por más que haya llegado a los $19- es un dólar que no está en los valores que debería estar.

Dardo chiesa, presidente de CRA

¿Qué respuesta reciben desde el Ministerio de Agroindustria respecto a la búsqueda de la competitividad que ustedes reclaman?

El Ministerio arma las mesas de competitividad, armó la ganadera, la mesa de la madera, la del trigo, etc., pero mesas de competitividad cuando la macro no da es muy difícil, por más que bajen los costos de logística, de energía, autoricen el tránsito de los bi-trenes etc. etc., eso no nos va a devolver la ecuación relativa de un dólar atrasado con un país caro.

Es imposible salir a competir. Pensemos que los costos uruguayos están un 40% por debajo del nuestro.

El Ministerio se esfuerza en atender las mejoras, pero en realidad no lo vemos sentado en la mesa donde se toman las decisiones, ¿estás de acuerdo con esto?

Siempre pasó.  El Ministerio de Agroindustria es como un organismo técnico alejado del poder. Para darte un ejemplo, he hablado con este ministro y con los anteriores, el tema del dólar, y nunca – ni ahora ni antes-  somos consultados por ese tema, siendo la agroindustria generadora del 60% del PBI y de la mayoría de las exportaciones.  Si con este marco no somos consultados, estamos viviendo en otro país.

La participación en los debates debería ser moneda corriente.

En todas las oportunidades donde pudimos hemos planteado que CRA quería participar de los debates sobre las reformas a las que hicimos referencia al principio de la entrevista, pero no solo no participamos, sino que además al Ministerio le pidieron cuales eran los puntos álgidos que fueron enviados en un memo.

Este es un gobierno de puertas abiertas, pero algunas cosas se cocinan en mesas muy chiquitas.

Dardo, cuáles son para vos las grandes cuentas pendientes que tiene la comunidad agroindustrial.

Bueno, tenemos un debate fuerte en lo económico sobre cuál es el camino que debe seguir la Argentina, si vamos a seguir en el Mercosur o vamos a los tratados de libre comercio (TLC). Si bien esta discusión al productor le importa poco es un debate que debe darse. Porque la realidad es que un vino chileno para entrar al mercado de EE.UU. paga cero arancel, en cambio el vino argentino paga más del 30% y así es imposible competir. Hay que dar un debate sobre esto urgentemente.

¿Cómo viene la mano con Europa?

Tampoco como bloque hemos podido avanzar con la unión europea, el NAFTA ha resuelto muchos problemas y la integración con otros bloques muy eficientemente. Cuando nos dicen que para avanzar en temas de integración tenemos que esperar al MERCOSUR, en realidad lo que nos están dando es una respuesta diplomática, no una respuesta productiva que nos de competitividad.  Cuando nuestro productor tiene que invertir y competir con países vecinos, pero viene con un dólar pisado durante unos cuantos años porque hay que controlar la inflación, que está muy bien,  debemos buscar la competitividad  vía TLC. No se puede competir en lugares donde hay pagar aranceles del 47%, contra Australia, EE.UU. o Nueva Zelanda que no pagan aranceles.  Es muy grande la diferencia.

Y con nuestra carne y calidad ¿no podemos entrar con alguna ventaja?

Si queremos generar valor agregado, no se pueden sostener los aranceles actuales con la Unión europea para la carne pre cocida, por ejemplo.  Para exportar un bife argentino de 500 gramos listo para comer, hay que pagar un arancel del 70% ¿decime cómo hacemos si los australianos lo hacen con 0%? Para nosotros significaría agregarle en algún lugar una cocina al frigorífico y así agregar valor, trabajo.

El medioambiente es otro punto a tratar. ¿Qué consideraciones crees se deben tener en cuenta?

El medio ambiente es otro debate importantísimo para dar. Por citar un ejemplo te cuento que  nos está avanzando la tucura desde el norte y tenemos que pedir por favor que nos habiliten la aplicación de productos para combatirla. No podemos matarlas con dos tablitas, necesitamos productos amigables con el medio ambiente pero efectivos, y se levantan organizaciones ambientalistas para frenar todo. Estos debates hacen a la convivencia. Nos pasamos 12 años sin discutir nada y los países que sí debatieron estas cuestiones, ya las resolvieron y allí nos sacan ventajas y van para adelante.

Lo pendiente debe ser mucho…

Tenemos pendiente: La agenda ambiental, la ley de semillas, el tema de la fauna y la flora, las distancias mínimas, la ley de fertilizantes, el tema de las contaminaciones  y más, pero para esto hay que sacarse de encima la doctrina y avanzar y convocar a las entidades, a Aapresid, a Aacrea, al Conicet, a las Universidades, al INTA, al INTI, y si no podemos, importemos opiniones, preguntémosle a los australianos cómo lo resolvieron y avancemos de una ¡vez!

En cuanto a trámites y gestiones, cómo se discute en CRA la modernización de estas cuestiones? ¿Crees que falta mirar un poco más al interior?

 Mira hay dos Argentinas, la del futuro – pro actividad y la real, que tiene grandes zonas relegadas sin luz, ni internet, yo vivo en un pueblo que tiene 2 G. La simplificación de los trámites muchas veces no es viable en el interior, y el incumplimiento en tiempo y forma es punitivo, si no cumplís hay castigo. Estas problemáticas son común denominador en todas las reuniones.

Es decir que muchas veces no es viable para el productor.

Lo vimos hace unos días con el no cobro en efectivo en las oficinas locales del SENASA. Durante dos semanas -con la muy buena predisposición de Ricardo Negri- fuimos una por una a las oficinas del organismo habilitando y solucionando problemas. Te dicen que no cobran más, que hay que pagar por internet, o a un Rapipago, o al Banco Nación y en muchos lugares no existe Rapipago y en otros no hay internet.

Hay que entender que el productor agropecuario muchas de estas cosas no las entiende y termina dependiendo de gestores, lo que significa más costos. Muchas veces hay que dar la clave fiscal a cualquiera y el productor no quiere, vos no le das las llaves de tu casa a cualquiera!. El cambio hacia lo digital es fenomenal, pero cuando lo bajas a territorio se complica.

Dardo, lo saco un poco de tema para preguntarle cómo vio el cambio de ministro. A muchos nos tomó por sorpresa.

Si me preguntas a mí, como Dardo Chiesa no me gustó la forma en que desvincularon a Ricardo Buryaile porque no fue ordenada, fue intempestivo.  Además, había una buena relación entre Buryaile y Etchevehere por lo que se podía haber hecho una transición mucho más prolija. Yo cuestiono políticas, no nombres.

Para ir cerrando y en conclusión es un tema de formas y no de nombres

Por Etchevehere tengo un gran respeto, es un hombre de la Sociedad Rural Argentina y creo que tiene un perfil distinto y me parece que su gestión va más en línea con lo que se le pide desde arriba. Buryaile es un tipo más político, de todas maneras, el equipo lo arma el presidente y él dispone quien lo acompaña. La forma no me gustó, pero es parte de la historia.

Gracias Dardo.