Tomas Bulat2

Algunas medidas de política económica comienzan a tener consecuencias que al principio uno no se imagina. Así, el cepo cambiario que originó el dólar blue hizo que ahora comience el cepo fronterizo, obviamente dentro de nuestro querido e inexistente Mercosur.

La noticia ya lleva cuatro días: la frontera con Paraguay está prácticamente cerrada. Durante el último día de la madre en Paraguay, casi 10.000 personas cruzaron la frontera hacia Clorinda para hacer sus compras. El tipo de cambio favorece mucho a los productos argentinos que son más baratos y los paraguayos vienen en masa a comprar acá, sobre todo lo que está a precio congelado, como aceite, azúcar, harina, etc.

Por supuesto que la Argentina está barata porque los guaraníes se cambian al valor del dólar blue y en estos días, con 9 pesos por dólar, la Argentina volvió a estar competitiva. Obviamente esto es gracias al dólar “ilegal” y no por la política del dólar oficial.

Por lo tanto, ante tanto cepo vigente ahora se suma el cepo fronterizo. No de la Argentina, sino de Paraguay, ya que las ventas en sus supermercados están en caída.  Así que gracias al dólar blue nos cierran las fronteras a la Argentina antes de que las cerremos nosotros.

No nos pasa lo mismo con Uruguay, país que según su presidente está atorado de dólares, pero vía los cajeros automáticos los argentinos les resolvemos parte del problema, al menos de dólares físicos.

Nos queda ahora la frontera con Brasil. Ya se sabe que muchos brasileños vienen a cargar nafta en el interior ya que, subsidio mediante, el litro está medio dólar más barato que en Foz de Iguazú.

Con Chile algunas cosas son distintas, ya que Argentina pone controles para que los productos electrónicos que están más baratos no ingresen al país. Claro, acá la ventaja se encuentra en que se paga con tarjeta de crédito, no a 9 pesos, sino a 6,30. Así que se cierra la frontera de este lado de la cordillera.

El turismo de fin de semana chileno a Mendoza está creciendo a medida que el blue sube, porque -nuevamente-  somos baratos gracias al dólar blue.

Resumiendo, si las compras son en efectivo en pesos, conviene ser extranjero, si las compras son con tarjeta de crédito conviene ser argentino.

Las consecuencias…

El ministro Hernán Lorenzino dijo que la devaluación genera inflación y deuda, lo que no dijo es que genera reactivación. Pregúntenle a los comercios de Clorinda, a Mendoza los fines de semana o a otras ciudades fronterizas del país.

Lo interesante es que si uno es productor de vino mendocino lo mejor no es exportar, sino lograr que los chilenos compren el vino acá y se lo lleven. Esa exportación es a 9 pesos el dólar, la oficial a solo 5,25.

Hace 20 días se reunieron las presidentes de Brasil y Argentina pero no llegaron a ningún acuerdo y tiene su razón de ser.  Desde hace algunos meses, las relaciones comerciales  más importantes con nuestros países vecinos las definen el dólar tarjeta y el dólar blue.

Qué paradoja, mientras más cepo al dólar para los argentinos, más cepo fronterizo para los extranjeros.

 

SUSCRIBITE!

Únase a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias y actualizaciones de HORIZONTE A.

Su suscripción fue exitosa!