En una soleada tarde de fines del invierno, entrevistamos a Marco Prenna, Director de Insumos Agropecuarios e Industrias de ACA. Con él nos pusimos al tanto de todo lo nuevo que se viene en relación al agro – las innovaciones, las tecnologías, los servicios y la digitalización – con un norte muy marcado, el de la sustentabilidad.  

Por: Juan Carlos Grasa, director de Horizonte A

Bueno Marco, después de casi dos años, post pandemia, nos volvemos a ver, ¿en qué proyectos estás trabajando actualmente? ¿Qué veremos de vos de ahora en adelante?

A partir de este año, desde junio, hubo una nueva estructura organizacional de ACA y cambios en distintas direcciones. Personalmente pasé a la Dirección de Insumos Agropecuarios e Industrias de ACA.

A pesar de la pandemia, nosotros como ACA seguimos. Hubo y hay toda una parte de crecimiento y desarrollo de los negocios en las distintas unidades, que siguen adelante. En todas las unidades de negocios, el ejercicio que agarramos fue muy bueno en volúmenes. Prácticamente, todo va creciendo en participación de mercados: fertilizantes, fitosanitarios, semillas de maíz, pentasilos de ACA. Además de toda esa evolución que es, si se quiere, más palpable, más de volumen y de facturación que son las cuestiones más duras del negocio, también estamos desarrollando toda la parte más intangible que creemos se viene a futuro.

Entiendo que tiene relación con la digitalización de lo cotidiano.

 Si, se trata de toda la parte de agricultura digital y de comercio electrónico, vinculado a nuestra actividad y a nuestros negocios. Por algún motivo lo empezamos a desarrollar antes y la pandemia nos agarró con algo en marcha, funcionando. Es un desarrollo común, una co-creación entre ACA, sus cooperativas y sus ingenieros de base, que está funcionando y creciendo, preparándose para dar un nuevo salto.

 Cuando decís “agricultura digital”, ¿a qué te referís puntualmente?

Agricultura Digital es una plataforma propia que se llama ACA mi campo”, dónde tenemos nuestra propia herramienta digital. Esta herramienta incorpora conceptos de gestión, de planificación, de análisis de márgenes brutos para el productor, así como también aquello que tiene que ver con la delimitación de los lotes, de los campos. Incorpora, también, la utilización de distintas imágenes digitales para poder evaluar la evolución de los cultivos de acuerdo a ciertos índices, la posibilidad de ambientar en función de esa historia, de hacer ajustes de dichos ambientes con la red de ingenieros de las cooperativas y la propia ACA.

En función de esos ambientes, también, estamos avanzando en lo relacionado a prescripciones, aplicaciones o dosificaciones variables, ya sea de niveles de fertilización o densidad de siembra, con una plataforma que también viene funcionando muy bien. Tenemos todo un equipo trabajando atrás y productores que ya lo han probado.

En cuanto al comercio electrónico, ¿a qué usuario está destinado?

Hoy está abierto al productor agropecuario en general. Es una plataforma que va evolucionando, los primeros pasos lo dimos con un grupo más allegado por una cuestión de comunicación y de vínculos. En ese momento a lo mejor no tuvo tanta trascendencia, pero eso nos facilitó ir haciendo esa co-creación, desarrollo y detección de mejoras. Así se fue dando un proceso de mejora continua, el que nos permitió llegar a lo que tenemos hoy.

¿Es decir que si yo tengo, por ejemplo, un campo en Saladillo, puedo registrarme y llegar a tener una prescripción gratuita aunque no compre los insumos de ACA?

Sí, hoy podes entrar, registrarte y empezar a usarlo, ya que está funcionando en forma gratuita y aunque no compres nuestros insumos.

Probablemente en el futuro haya una versión gratuita y una más profesional, más “pro” como dicen los jóvenes, que tenga algún costo ligado a la afinidad o la cercanía que tenga el productor en cuanto al uso del resto del paquete de la oferta de ACA, de negocios y demás. De ahí se verá si se paga o se bonifica en función del vínculo con el productor.

Esta primera etapa de prueba, de uso y de vínculo con el productor está bastante avanzada, la plataforma está funcionando muy bien. Ahora estamos, justamente, abriéndola, comunicándola un poco más y tenemos un buen equipo, entre técnicos e ingenieros agrónomos, que se está formando. Se trata de plataformas que te obligan a integrar distintas disciplinas. Tuvimos que integrar, no sólo a los jóvenes, que tienen más afinidad con la tecnología, sino también al equipo de ACA de tecnología de la información, de sistemas, de comunicación y de marketing.

“Alguien lo tiene que hacer y ACA lo hace”

¿Cuál es la proyección a corto plazo?

Creo que puede crecer mucho más en la medida en que nosotros decidamos pisar un poco el acelerador. Ya lo tenemos como una de las plataformas más usadas, a pesar de que todavía no ha sido tan comunicada. Sirve para certificar buenas prácticas en algunas provincias, como por ejemplo en provincia de Córdoba, donde muchos productores ya nos pidieron que les emitiéramos un certificado de uso de este tipo de plataforma. Así que estamos contentos con algo que va creciendo y tiene mucho futuro.

Dentro de la agricultura digital, ¿qué me podes decir de la plataforma ACA Market?

“ACA Market” es nuestra plataforma de comercio electrónico y, también, es un desarrollo propio. En esta plataforma tenemos toda la oferta de insumos de ACA y, además, en este caso le permitimos a las cooperativas que tengan un sitio propio bajo la estructura de ACA Market. La cooperativa puede tener como su micro-sitio. El productor entra, se logea, elige con qué cooperativa se quiere vincular y a partir de ahí empieza a ver toda la oferta de insumos, que incluye los productos de ACA que están por default y que la cooperativa administra el stock, precios y demás, todo lo que es la logística. Y también le permite a la cooperativa cargar toda la oferta propia. (Si la cooperativa produce algún alimento balanceado, si tiene otras marcas, productos o línea de negocios puede ponerlo de manera de enriquecerle la oferta al productor)

¿Cómo surgió este avance?

Principalmente, surgió de la creencia de que era necesario tener un concepto más abierto y que al productor le resulte práctico. Es otro paso que dimos y que nos permitió desarrollar una plataforma, aprender, ganar conocimiento y tener algo nuevo que hoy está funcionando.

A diferencia de lo que se ve en el mercado, es la primera plataforma que tuvo precios de los insumos. Allí están todos los insumos agropecuarios ofrecidos con precio y con stock, dónde uno puede cerrar la operación de modo formal. Llega a la cooperativa y ya la cooperativa se comunica para coordinar la logística, la forma de pago y demás. Fue la primera plataforma que ofreció esto. Por otro lado, tanto en “ACA mi campo” como “ACA Market” vemos que el crecimiento no es a la escala que uno está acostumbrado en otros negocios. En este caso, empieza a ser un crecimiento geométrico y de forma exponencial. Crece cuando comienza a “correrse la bola” y cuando las plataformas funcionan y dan soluciones, de modo que el productor aprende a usarlas y se siente cómodo.

Otro tema fundamental hoy es la sustentabilidad, tanto las nuevas generaciones como el nuevo mercado la requieren. ¿ACA está trabajando en eso?

Sí. Son los dos grandes ejes, la digitalización y la sustentabilidad. Con esto de la pandemia y de cara al futuro son dos frentes que están presentes y ACA los tiene bien desarrollados y con muy buena perspectiva.

Por ejemplo, relacionado más con nuestra actividad y negocio ligados a los agroinsumos, ya hace unos años que invertimos en una planta de reciclado y recuperación de plásticos. La consigna fue que la planta tenga al menos la capacidad de lo que ACA envía al mercado a través de estos productos, inclusive antes de que estuviera la ley de envase en lo que hace a los fitosanitarios.

En este ejercicio que cerramos el 30 de junio superamos ya el 50% de recuperación de los plásticos que se generan. Es una planta que ya lleva acumuladas más de 11.500 toneladas de plástico recuperado y reciclado, proveniente de silos bolsa o de envases.

Por otro lado, ACA tiene su propia planta de fitosanitarios dónde envasa productos que luego envía al mercado. Lo mismo con nuestras propias plantas de fábricas de silos bolsa, una en Campana y la otra en General Pico. Ahí hay un hecho concreto y bien claro que se refleja en los negocios.

¿Qué ejemplos de reciclaje que se originan en ACA podes contarnos?

En lo que hace a silos bolsa generamos el concepto de los “silos bolsa verde” que, a diferencia de los silos bolsa blancos, generan un plástico que luego será recuperado por la misma empresa, por ACA y sus cooperativas. Y hace poquito generamos también el concepto del bidón con material recuperado, se hicieron las pruebas que llevaron al desarrollo de un bidón tricapa del cual la capa intermedia lleva plástico recuperado. Es el primer bidón tricapa con incorporación de plástico.

 También están presentes muchos otros productos como “ACAbio”, que tiene que ver con la producción de bioetanol a partir de maíz y todas las externalidades positivas que tiene desde el punto de vista de la sustentabilidad, de la promoción del cultivo de maíz, del uso de combustibles renovables. También la generación de energía eléctrica es un hecho que ya está funcionando en los criadores de cerdos que tiene ACA en San Luis, como muchas otras cosas. La sustentabilidad, además, es un tema que preocupa a nuestros jóvenes.

¿Cómo los ves a ellos, los jóvenes?

Ellos están marcando la agenda. Creo que debemos escuchar mucho a los jóvenes porque son los que están marcando el camino, vienen con mucho aire fresco y mucha necesidad de cambio. Esto también nos saca un poco de la zona de confort y nos hace repensar un poco las cosas que veníamos haciendo, cómo las veníamos haciendo y así empiezan a surgir alternativas hacia el futuro.

ACA, al tener 50.000 productores en la base, aproximadamente 150 cooperativas integradas y 100 años de historia puede dar forma a lo largo del tiempo a todas estas cosas con mucha más visión de largo plazo. Si uno piensa en las buenas prácticas agropecuarias, ACA juega para su movimiento de cooperativas y productores asociados un rol relevante.

¿Cómo definirías ese rol fundamental?

Si, por ejemplo, vamos a nutrición de cultivo o reposición de nutrientes, ACA fue una de las primeras empresas que instaló un servicio de análisis de suelo, de diagnóstico de fertilización, cuando ninguna empresa lo hacía o cuando había una demanda de más tecnología en esos temas. Contamos, inclusive, con un sistema de diagnóstico de fertilización y recomendaciones que está abierto no solo para cooperativas y clientes de ACA sino para otras empresas y otros productores. Tenemos además tres laboratorios de suelos, uno en Pergamino, otro en Tres Arroyos y otro en Hernando. Y hace años que poseemos una base de datos y un mapeo de fertilidad y detección de zonas de deficiencia, muy integrado también con la investigación del INTA.

Después, si vamos a lo que es rotación de cultivos, por ejemplo, ACA tiene un criadero de semillas gruesas y de semillas finas donde mantenemos a lo largo del tiempo todos los programas abiertos. Tenemos trigos con distintas características, enfocado más en el rendimiento y la calidad, y siempre respetando la sanidad. También tenemos cebada, los más conocidos maíces con germoplasma y tecnología más de punta. Además, mantenemos el programa de Maíces Flint, un programa en que está integrado todo ACA y que va desde la investigación en el híbrido hasta que se carga el barco que los lleva a los clientes que demandan ese tipo de maíces. Mantenemos, asimismo, el programa de sorgos que ahora ha tenido repunte en área e interés, lo que nos agarra bien parados porque siempre estamos pensando en el largo plazo.

¿El sustento de 150 cooperativas y de 50.000 productores es importante en esto, en tanto permite bancar un programa que podría, no obstante, dar pérdidas?

Ejemplos de eso hay sobrados digamos. Inclusive algunos resisten, pero sí son como apuestas a largo plazo y eso ayuda a la diversificación, a que el productor siempre tenga esa opción y que no le aflojemos con el mejoramiento genético.  El mejoramiento genético son proyectos de muy largo plazo con pasos cortos que se van dando, de análisis de genética, de mejores rendimientos. Alguien lo tiene que hacer y ACA lo hace.

Mientras tanto los números nos respaldan, porque seguimos creciendo y expandiéndonos geográficamente en volúmenes y en unidad de negocios. El camino está bien trazado aunque, obviamente, siempre hay que estar revisando los desafíos futuros.

SUSCRIBITE!

Únase a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias y actualizaciones de HORIZONTE A.

Su suscripción fue exitosa!